miércoles, 28 de diciembre de 2016

Gustavo Álvarez Gardeazábal / Los codos fríos



Gustavo Álvarez Gardeazábal

LOS CODOS FRIOS
 Publicada en ADN  diciembre 23  2016

Aunque fue bisiesto y tuvo pascua marcial, este 2016 no resultó ni tan estruendoso ni tan inolvidable. Pero, pasaron tantas cosas, que a la hora de mirar para atrás apenas si alcanza a medirse que algunas sucedidas este año van a ser el origen de muchísimos garrotazos del futuro.
Que en Gran Bretaña hubiese ganado el brexit, y alisten maletas para salir de Europa, puede terminar siendo tan influyente como que los islamistas hayan descubierto metodologías comunes y corrientes, y muy poco costosas, para causar el terror y seguir tratando de dominar el mundo al grito de Alá es grande.


Que en Colombia se hubiese firmado la paz, que su presidente se haya ganado el premio Nobel y que con un cinismo desalmado se haya desobedecido el resultado de un plebiscito, puede significarnos el futuro para quienes sigan viviendo en este país. Tanto, como significativamente  resulta ser, visto con el paso de los meses, que Maduro haya resistido como gobernante inepto y la presidente del Brasil haya tenido que ser expulsada de su cargo.
Este 2016 fue el año cuando Trump ganó y muchos caleños creen que va a gobernar a los Estados Unidos como a ellos les ha tocado ver manejar a Cali con Armitage. Pero también fue el año en que por fin se murió Fidel y en el que la reina Isabel cumplió 90 años y siguió campante.


Duro pensar que va a ser de los colombianos con provocaciones tan peligrosas como el renacimiento de la oligarquía  y la cascada de tributos innecesarios a la clase media..Por haberlo advertido, han  llegado golpes y aplausos hasta esta columna .Pero en 2016 ningún médico fue capaz de explicarme por qué se me quedaron fríos los codos desde cuando me dio zika. ¡FELICES FIESTAS !



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada