miércoles, 25 de enero de 2017

Entrevista a Triunfo Arciniegas, autor nominado al Premio Hans Christian Andersen 2018

captura-de-pantalla-2017-01-23-a-las-11-49-03-a-m

Entrevista a Triunfo Arciniegas, autor nominado al Premio Hans Christian Andersen 2018


BIOGRAFÍA


Por Carmen Franco

24 de enero de 2017

El Premio Hans Christian Andersen es el galardón internacional otorgado cada dos años por la IBBY a la trayectoria y contribución de la obra de un autor vivo a la Literatura infantil y juvenil. En esta ocasión, el escritor colombiano Triunfo Arciniegas, ha sido nominado por la Fundación para el Fomento de la Lectura (FUNDALECTURA), organización sin fines de lucro creada en 1990 con la única intención de hacer de Colombia un país con más lectores. Hablar de una nominación a los Premios Hans Christian Andersen no es cualquier cosa, y Triunfo Arciniegas es ejemplo claro de la importancia de dicho premio pues sus aportaciones a la Literatura infantil y juvenil son sustanciosas.
Nacido en Málaga. Triunfo es Magister en Literatura por la Pontifica Universidad Javeriana y especialista en traducción por la Universidad de Pamplona, es un escritor apasionado; lo mismo escribe para niños como para adultos. También así, apasionadamente, nutre sus blogs con frases, escritos, fotografías, suyas y de otros.
Es por mucho uno de los mejores escritores vivos de Literatura infantil y juvenil de Latinoamérica pues en su repertorio de obras publicadas tiene cuentos, libros álbum; algunos ilustrados por él mismo como El león que escribía cartas de amor (Panamericana, 1989), Roberto está loco (FCE, 2005) y María Pepitas (Norma, 2008), novela, teatro (Después de la lluvia [1998], Amores eternos [2003], La ventana y la bruja [2003], El amor y otras materias [2004]) y poesía.
Uno de los libros que recuerdo del autor es Yo, Claudia (Castillo, 2008), la historia de una princesa que debe encargarse del reino de su padre, el rey Federico V, quien ha caído enfermo. Por un día, la pequeña Claudia hace y deshace el reino a sus anchas. Las ilustraciones que acompañan el texto son realizadas por la mexicana Margarita Sada y sin duda enfatizan la picardía del personaje creado por Triunfo Arciniegas. La simbiosis entre el texto y las imágenes, como todo buen libro álbum acerca a los pequeños lectores a un mundo imaginario, plagado de travesuras y aventuras sin fin. Debido a la importancia del texto y la complicidad que crea con los niños, el libro obtuvo mención de honor en el XI Premio Internacional del Libro Ilustrado Infantil y Juvenil y ha sido traducida a varios idiomas, entre ellos el alemán.

captura-de-pantalla-2017-01-23-a-las-11-49-19-a-m
(Yo, Claudia. Castillo, 2008)

Por tal motivo, platicamos con el autor quien nos contó algunos secretos de su infancia y expresó lo que significa para él esta nominación.
LIJ Ibero: ¿Qué significa para ti la nominación al Premio Hans Christian Andersen?
Triunfo Arciniegas (TA): Un honor. Un honor muy grande. Ese Premio es una consagración para cualquier escritor. Ante Hans Christian Andersen, que fue tan desdichado, me quito el sombrero. “El nuevo traje del emperador” es una obra maestra. “La sirenita”, un cuentazo. Y son muchos.
LIJ Ibero: ¿Por qué escribes para niños y jóvenes?
TA: En parte porque fui profesor muchísimos años. Diría que aprendí a leer y a escribir con los niños. Fui un espía tanto en la clase como en el recreo. Respeto la sabiduría y la magia de los niños y entiendo tanto sus frustraciones como su sentido del humor. Y en parte porque venía escribiendo cosas oscuras y terribles. Con los niños encontré el lado luminoso de la luna.
LIJ Ibero: Menciona tres libros favoritos.
TA: Las brujas, de Roald Dahl. El libro triste, de Michael Rosen y Quentin Blake. Drácula, de Bram Stoker.

LIJ Ibero
: Menciona tres libros favoritos tuyos.
TA: Caperucita Roja y otras historias perversasEl árbol tristeEl último viaje de Lupita López. Qué curioso, los tres están publicados por SM.
captura-de-pantalla-2017-01-23-a-las-11-49-32-a-m
LIJ Ibero: ¿Qué harías si fueras niño otra vez?
TA: Ojalá fuese menos tímido, menos salvaje y menos desdichado. Ojalá fuese menos pobre y ojalá mi padre comprara una casa. Tuve a mi alcance la biblioteca municipal de Málaga, en una esquina del parque, y esa fue mi verdadera escuela. De manera que con los libros, y diría que con los amores, no me fue mal. Tuve la doble bendición de una madre y una abuela, maravillosas mujeres que ahora practican sus magias en otros territorios. ¿Qué no haría con tantos privilegios?

REVISTA DE LITERATURA INFANTIL Y JUVENIL CONTEMPORÁNEA


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada