martes, 23 de junio de 2015

Juego de tronos / Carice van Houten es la Bruja Roja

Carice van Houten como Melissandre, la Bruja Roja

Carice van Houten es la Bruja Roja

Guía de acercamiento a la mujer que te encanta odiar


Carice van Houten ni viste de rojo ni se pasa el día diciendo "La noche es oscura y alberga horrores". Ahora prepara su salto definitivo al cine.


Melissandre juego de tronos
La noche es oscura para la Bruja Roja, pero no para Carice van Houten.
Foto: HBO/ Game of Thrones


    Cada vez que aparece en pantalla la audiencia se echa a temblar. Con permiso del omnipresente Winter is coming, suya es una de las frases que más repelús da entre los fans de Juego de Tronos. Es oír La noche es oscura y alberga horrores (The night is dark and full of terrors) y los escalofríos campan a sus anchas por nuestro cuerpo, imaginando qué plan urde Melissandre en nombre de El señor de la Luz. ¿Sanguijuelas? ¿Partos sobrenaturales? ¿Hogueras para cargarse a alguna alma de cántaro más? La Bruja Roja nunca habla en vano y se ha ganado a pulso la capacidad de despertar una mezcla de terror y fascinación instántanea entre los espectadores de la serie.
Muchos no llevarían nada bien lo de ser uno de los personajes más odiados de la televisión. No es así para Carice van Houten, la holandesa de dicción exquisita encargada de ponerse en la piel de la sacerdotisa que tiene obnubilado a Stannis Baratheon y algo hechizado a Jon Snow. Ella se toma con filosofía la ira semanal que descargan los fans contra su personaje. Especialmente ahora que trama algo con el bastardo de Ned Stark. "La gente se ha vuelto loca contra mí por esto. Oh, dios mío. En Twitter, la gente me dice: "¡Lárgate zorra! Ni se te ocurra tocar a Jon Snow! ¡Quita tus manos de su cara!", comentaba la afectada en una entrevista reciente a Vulture.
Aunque estamos encantados de contar con un personaje tan exquisitamente odioso y malnacido en el universo seriéfilo y por nada del mundo desearíamos una bruja más edulcorada, rompamos una lanza por Carice van Houten y descubramos a una mujer que, precisamente, nunca suele vestir de rojo y es mucho más divertida que su personaje. Pruebas, aquí:
Se ha ligado a Bart Simpson. Los guionistas son fans de Juego de Tronos y tenían una broma interna con Van Houten porque se apellida igual que Milhouse. Por Twitter empezaron a bromear con el asunto, nació la amistad con la holandesa y decidieron que tendría un papel en esta temporada. Dicho y hecho, en Let's Go Fly a Coot, Van Houten es la prima enrollada del mejor amigo de Bart, tiene el pelo azul, fuma cigarrillos electrónicos y es un espíritu libre de Amsterdam que se ríe de la mojigatería estadounidense.
En la vida real no planea actos malignos, canta melodías pop. No sabemos qué les pasa a los holandeses de Juego de Tronos, pero todos tienen un pasado musical de lo más curioso. Si Daario Naharis (Michiel Huisman) cantaba en holandés con Fontane, ella tiene su propio disco See you in the ice. Devotos de la maldad de la Bruja Roja, abstenerse de ver esto.
Iba para Cersei pero Clive Owen la retuvo. Ahora ni por asomo nos la podríamos imaginar así (nadie puede eclipsar el bitchismo y cara de cabreo constante de una inmensa Lena Headey todas estas temporadas), pero en un principio le pidieron interpretar a la otra odiosa (y venerada) mala oficial de la serie: Cersei Lannister. Estar rodando Intruders con Fresnadillo y Clive Owen impidió su desembarco inicial en Juego de Tronos
Suerte de Seth Meyers. Van Houten es amiga del popular presentador y ex miembro del Saturday Night Live y fue éste quien la convenció para aceptar el papel de Bruja Roja. Lo explicó recientemente en su programa, donde acudió como invitada y también desveló por qué se despelota delante todo el equipo y exige repaso visual a sus pechos antes de ponerse a rodar:
Sube vídeos de perretes adorables. Hablando en serio, ¿qué ser demoníaco podría compartir esto o esto?
Está harta de ser 'la mujer de'. Un repaso a su cuenta de Twitter certificará el activismo feminista de una actriz que no se cansa de repetir en las entrevistas de que en Hollywood sólo le ofrecen papeles para ser el interés romántico del protagonista. Lo hizo en Valkyria con Tom Cruise y en Intruders, pero parece que sus plegarias están siendo atendidas y tiene un futuro prometedor lejos de Juego de Tronos: será la documentalista nazi Leni Riefenstahl en Race y compartirá pantalla con Robert Pattinson y Mia Wasikowska en Brimstone. Sean cuales sean los designios del Señor de Luz, nos queda Van Houten para rato.

EL PAÍS


No hay comentarios:

Publicar un comentario